Noticias

Beamonte y Calvo inauguran Tarazona Muestra

Éxito de la feria Tarazona Muestra, que recibió a 9.000 visitantes durante el fin de semana

Escaparate del comercio local, la feria mostró la fortaleza de la actividad empresarial de la ciudad

La feria Tarazona Muestra se clausuró ayer en el recinto ferial de la localidad con la visita de alrededor de 9.000 personas durante los dos días que ha permanecido abierta. El responsable de la feria, Miguel Ángel Pascual, comentó que "durante todo el fin de semana ha habido un gran ambiente, a lo que, sin duda, han contribuido el buen tiempo, la oferta comercial de productos y servicios, que ha sido muy buena, y las actividades programadas".

Miguel Ángel Pascual también aseguró que "entre los visitantes se nota que había muchas ganas de recuperar una feria que ha regresado tras once años sin celebrarse". El 95% de los expositores que han participado han sido de la localidad y, entre ellos, las sensaciones también han sido muy buenas. "Además de las ventas, que han sido estado bien, es una forma de darte a conocer y colaborar con el impulso comercial del pueblo", destacaban algunos de ellos.

Además de la propuesta comercial de los 70 stands presentes en la feria y del desarrollo de actividades permanentes como degustaciones gratuitas de alimentos y demostraciones en directo de productos y servicios, también ha habido atracciones de feria y sorteos entre los asistentes.

En la jornada del domingo una de las citas que levantó más expectación fue la concentración de coches clásicos, con la presencia de vehículos del Club Seat 600 y de la asociación Encuentros Clásicos de Zaragoza. También se ha desarrollado una exhibición de encajes y un taller de robóticas para niños, así como una ronda jotera a cargo de la escuela municipal de Jota de Tarazona y una actuación teatral a cargo de la Asociación Raquel Meller.

La feria fue inaugurada el sábado a las 10.00, por el alcalde de Tarazona, Luis María Beamonte, y la concejala de Comercio, Ana Calvo. Al inugurar la muestra, Beamonte señaló que la feria está concebida "como un escaparate para mostrar la fortaleza de la actividad industrial y comercial de la ciudad". "Además de nuestra riqueza patrimonial y como prestadora de servicios, Tarazona es una ciudad que produce, que es dinámica y que tiene un tejido productivo fuerte y que merece la pena", afirmó Beamonte.

Un total de 70 stands, el 95% locales, participaron en esta feria que supuso es estreno integral de las nuevas instalaciones del Recinto Ferial, que la ciudad acaba de recuperar. Los expositores se dividían en dos pabellones, en total, 3.000 metros cuadrados de exposición, a los que hay que sumar una zona exterior para actividades al aire libre.